¿Qué es el catalizador del coche y para qué sirve?

Publicado por De camino en 16/10/20 13:12
De camino
Encuéntrame en:

catalizador-coche

Poco a poco los catalizadores están ganando una importancia vital en la reducción de las emisiones de gases contaminantes. Seguro que muchos de vosotros habréis oído hablar de él, pero seguro que alguno se pregunta: ¿qué es el catalizador del coche y para qué sirve? Pues en eso nos vamos a centrar durante los próximos minutos.

Antes de empezar a desgranar el funcionamiento del catalizador de nuestro coche, vamos a repasar brevemente su historia. Los primeros catalizadores fueron desarrollados e instalados en la década de los 70. El Gobierno norteamericano impulsó el Plan de Aire Limpio, y con él prometía reducir las emisiones contaminantes en hasta un 75%. En Europa la introducción fue algo más lenta. Se empezaron a volver comunes cuando en el año 1984 la cancillería alemana instauraba la obligatoriedad de montar un catalizador en todos los coches nuevos con motores de gasolina.

Las primeras unidades eran primitivas con lo que hoy montan los coches más modernos. El catalizador ha acabado por convertirse en un arma fundamental y obligatoria para reducir las emisiones de gases nocivos creados por la combustión de los motores. Con la entrada en vigor de la normativa Euro-6 todos los coches de nueva fabricación están obligados a montarlos, así que todos los coches nuevos lo montan en su sistema de escape.

¿QUÉ ES EL CATALIZADOR Y PARA QUÉ SIRVE?

Como ya hemos dicho, la función principal del catalizador, o convertidor catalítico, es la de neutralizar los gases contaminantes generados en el motor de los coches de combustión, tanto diésel como gasolina. Su eficacia ha quedado demostrada, y gracias a este sistema los coches modernos son mucho menos nocivos para el medio ambiente y la salud que hace unos años. En algunos casos se pueden incorporar hasta dos unidades, uno primario y otro secundario.

Si echamos la vista al sistema de escape, el catalizador es fácilmente reconocible como una gran protuberancia en el conducto principal. Visualmente hablando parece una caja metálica sencilla sin gran complejidad, pero lo interesante se esconde en su interior. Dentro encontramos un protector térmico, una matriz cerámica en disposición de panal de abeja y una sustancia resinosa formada por diversos compuestos nobles como el Paladio, el Platino o el Rodio.

Por culpa de estos tres elementos los catalizadores son el componente más caro de nuestro sistema de escape. La cantidad de paladio, platino o radio varía en función del tamaño del catalizador. Esto a su vez les ha convertido en un objeto de deseo de los amantes de lo ajeno, que roban todo el sistema en búsqueda de los preciados metales que se esconden en su interior.

Ya sabemos qué compone el interior del catalizador del coche, ahora es momento de saber cómo actúa para reducir las emisiones contaminantes en hasta un 98%. Tras el proceso de combustión producido en los cilindros del motor, los gases se conducen a través del canal principal del escape. Acceden al convertidor catalítico y en él se empieza a producir una compleja reacción química acelerada.

gases-coche-catalizador

Lo primero que debe saberse es que cuanto más caliente esté el catalizador más eficaz resulta. Por ese motivo los fabricantes tratan de instalarlo en el punto más cercano al motor, de donde los gases salen a una elevada temperatura. Según entra el humo de la combustión, una sonda lambda se encarga de calcular la mezcla necesaria de compuestos químicos. La calcula en función de diversos parámetros como el rendimiento, la temperatura o el modo de circulación.

En un primer paso los gases pasan por los paneles de platino y radio, convirtiendo los óxidos de nitrógeno en partículas de nitrógeno. Los gases restantes pasan al segundo panel que está compuesto por platino y paladio. En él el monóxido de carbono se transforma en dióxido de carbono y los hidrocarburos se transforman en más dióxido de carbono y agua (H2O). Finalmente, los gases generados salen por el final del escape. En algunos vehículos es necesario un segundo filtrado para reducir aun más las emisiones finales.

Esta compleja transformación de elementos y compuestos se realiza en apenas menos de lo que dura un parpadeo, 0,1 segundos. El catalizador de nuestro coche tiene una obsolescencia calculada. Se estima que su ciclo vital optimo se extiende aproximadamente 120 mil kilómetros, aunque esta cantidad puede variar considerablemente en función del uso del vehículo y del mantenimiento general del mismo.

Ten en cuenta que en la ITV se vigila la cantidad de emisiones nocivas generadas por nuestro coche. Un incorrecto comportamiento del catalizador implicará un no apto en el certificado. En ese caso tendremos que acudir a un taller mecánico especializado para repararlo, o en el peor de los casos cambiarlo. No es un elemento barato de sustituir, pues su precio puede oscilar entre los 200 y los 500 euros.

 

¿Te gusta estar al día de todas las novedades? ¡Suscríbete a De Camino y conviértete en un especialista del mundo del motor!

 

suscripcion-de-camino

 

Temas: catalizador, emisión de gases

De camino...

Al trabajo, al cole con los niños, a tus vacaciones… a donde sea, te acompañamos con los mejores trucos, consejos y recomendaciones para sacar el máximo partido a tu coche. Los contenidos de utilidad elaborados por expertos en motor y movilidad sobre:

  • Mantenimento
  • Seguridad
  • Comfort
  • Ahorro
  • Tecnología del automóvil
  • Normativa legal
  • Tendencias en movilidad
  • Disfrute de tu vehículo
guia-restricciones-dgt
Guía de Reconocimiento Visual de tu vehículo
guia-compra-neumaticos

Suscríbete al blog

Últimos posts

Posts por temáticas

Ver todo