5 cosas que debes saber sobre el Sistema GLP

Publicado por De camino en 24/10/19 10:19
De camino
Encuéntrame en:

5-cosas-que-debes-saber-sobre-el-sistema-GLP

Desde el sector de la automoción se ha centrado el discurso de la movilidad sostenible en el futuro y en los vehículos eléctricos, protagonistas principales e indiscutibles. Sin embargo, el presente nos permite contemplar una opción económicamente atractiva y con un gran valor ecológico, se trata del conocido como sistema GLP.

El GLP se ha convertido en el combustible alternativo más usado del mundo en los últimos años. Su crecimiento exponencial viene avalado por sus grandes ventajas en la eficiencia y el ahorro, aunque no son las únicas. En la actualidad, España registra más de 19.645 vehículos con sistema GLP matriculados, alcanzando una cuota de mercado superior al 2,7% frente al 0,6% de los eléctricos.

El GLP, cuyas siglas vienen de Gas Licuado de Petróleo, es la alternativa más usada en la actualidad a los combustibles tradicionales, gasolina y diésel. Para muchos se trata de una opción totalmente desconocida y que hoy vamos a poner en valor para que todos aquellos que no sabíamos de su existencia, la conozcamos un poco más:

1. ¿QUÉ ES EL GLP?

El GLP es una mezcla de los gases propano y butano, pero que se ha comprimido hasta tal punto que se presenta en estado líquido. Aunque existen multitud de usos, el que a nosotros nos atañe es el de combustible alternativo para nuestros coches.

2. ¿DÓNDE PUEDO ENCONTRAR EL SISTEMA GLP?

Al tratarse de un sistema para adaptar los coches a híbridos, mediante la instalación de una bomba de gas licuado en el maletero, las opciones para hacernos con él son dos: comprar un coche nuevo que lo lleve ya implantado; o bien, reconvertir en un taller especializado y autorizado por la ITV nuestro antiguo vehículo.

Si optamos por la segunda vía, debemos saber que solo puede hacerse en aquellos coches con motor gasolina, y su coste se sitúa entre los 1.200 y los 3.000 euros. Aunque pueda parecer un precio excesivo, el ahorro que se logra, a largo plazo, puede provocar que nos inclinemos hacia la reconversión de nuestro coche instalando el sistema GLP.

3. ¿DÓNDE ENCONTRAR COMBUSTIBLE GLP?

Quizás nunca nos hayamos fijado detenidamente, o tal vez lo hemos visto pero no nos ha picado la curiosidad. Existen un total de 670 gasolineras de nuestro país con un surtidor de Autogas, nombre comercial asignado al Gas Licuado de Petróleo o GLP, lo que nos facilita el repostaje de este combustible. Esto se debe a que dentro de la asociación GasLicuado se encuentran las grandes envasadoras y comercializadoras de este tipo de gas, como son Repsol, Cepsa, Primagas, Vitogas y Disa.

¿Y cuál es su precio? Si por algo se caracteriza el GLP es por su bajo precio, pudiéndolo encontrar a la mitad que los combustibles tradicionales como el diésel (actualmente a 1,236 €/l), o la gasolina (Sin plomo 95 a 1,326 €/l; Sin plomo 98 a 1,461 €/l). Sin embargo, no solamente se ahorra al repostar con este sistema, sino que nuestro vehículo cuenta tanto con el depósito de gas como con el de gasolina, logrando una autonomía superior a los 1.000 kilómetros, algo impensable con si solo contamos con un único depósito.

4. APOYANDO LA MOVILIDAD SOSTENIBLE GRACIAS AL GLP

Por otro lado, cuidar el planeta y hacer de él un lugar sostenible y de futuro es trabajo de todos. Gracias al sistema GLP y a su combustible se reduce la contaminación de forma cuantitativa, lo que otorga a nuestro coche la etiqueta ECO de la DGT y nos permite circular por las zonas de bajas emisiones que establecen las ciudades, al tiempo que ahorramos un 75% en el impuesto de circulación.

5. LIMITACIONES Y DESVENTAJAS

Tal y como hemos mencionado con anterioridad, un hándicap que encontramos en el sistema GLP es que únicamente pueden reconvertirse o adaptarse vehículos con motor gasolina, limitando a muchos conductores a tener que comprar un nuevo coche si quieren utilizar este sistema.

Respecto a las desventajas, el repostaje en los surtidores de Autogas no resulta tan cómodo o sencillo como en los diesel y gasolina ya que requiere de un adaptador y no es tan rápido.

El último inconveniente al que hacemos mención es el espacio. La instalación de la bomba de gas licuado suele colocarse en el lugar de la rueda de repuesto, lo que supone una pérdida de espacio considerable y la reubicación de la citada rueda de repuesto.

Al margen de estas pequeñas desventajas, subsanables con paciencia y maña, el GLP es un sistema que nos permitirá ahorrar dinero, ayudará a la sostenibilidad del planeta y mejorará la eficiencia de nuestro coche, aumentando su autonomía.

Si colocamos en una balanza los pros y contras del sistema GLP el peso que ejercen los primeros nos ayudan a tomar la decisión de una manera mucho más rápida y sencilla.

¿Estás interesado en recibir los contenidos de First Stop en tu correo? ¡Suscríbete a nuestro blog y mantente al día de las últimas novedades del mundo del motor!

Temas: GLP

De camino...

Al trabajo, al cole con los niños, a tus vacaciones… a donde sea, te acompañamos con los mejores trucos, consejos y recomendaciones para sacar el máximo partido a tu coche. Los contenidos de utilidad elaborados por expertos en motor y movilidad sobre:

  • Mantenimento
  • Seguridad
  • Comfort
  • Ahorro
  • Tecnología del automóvil
  • Normativa legal
  • Tendencias en movilidad
  • Disfrute de tu vehículo
guia-restricciones-dgt
Guía de Reconocimiento Visual de tu vehículo
guia-compra-neumaticos

Suscríbete al blog

Últimos posts